Cultura

nuria-ainoa Por Nuria Ainoa

20 de septiembre de 2012

¡No uno, ni dos, ni tres, sino cinco Premios Donostia en San Sebastián!

¡No uno, ni dos, ni tres, sino cinco Premios Donostia en San Sebastián!

Oliver Stone, Ewan McGregor, Tommy Lee Jones, John Travolta y Dustin Hoffman son premio Donostia del Festival Internacional de Cine de San Sebastián, tres premios Donostia 2012 y dos Premios Donostia Especial 60 Aniversario, debido a la celebración de sus sesenta años.

Ver todas las noticias de Cultura

 

 

El festival, que se celebra del 21 al 29 de septiembre, ha querido celebrar de manera especial su aniversario reconociendo la trayectoria de estos profesionales. Además, ellos presentan sus últimos trabajos en España.

 

Ewan McGregor Ewan McGregor muestra como película de apertura del Festival The Impossible (Lo imposible) dirigida por Juan Antonio Bayona. El actor comparte protagonismo con Naomi Watts quien interpreta a su mujer en la gran pantalla. Lo imposible nos acerca a la lucha de supervivencia de un matrimonio y sus tres hijos después de ser invadidos por un enorme tsunami en Tailandia mientras disfrutaban de sus vacaciones.

 

No cabe duda de que el actor escocés posee una carrera más que forjada: le hemos visto interpretar desde personajes aparentemente sencillos como Oliver en Beginners (Principiantes) (2010), donde debía asumir el cáncer de su padre así como su homosexualidad o el personaje de Renton en Trainspotting (1996) donde le vimos meterse de todo hasta caer en coma, pasando por personajes más fantásticos a la par que especiales como Ed Bloom en Big Fish (2003) o Lincoln Six Echo en La isla (2005). Tampoco debemos olvidar su paso por la tragedia bajo la dirección de Woody Allen en Casandra’s Dream (El sueño de Cassandra) (2007) o su incursión en el musical, por la archiconocida Moulin Rouge (2001).

 

Para algunos el premio Donostia se le hace algo grande por su edad, pero sin duda es un actor que siempre ha elegido bien sus papeles, que ha sabido desenvolverse entre el mundillo del cine más masivo y el cine más independiente y que ha creado personajes que tendremos en la mente por siempre.

 

Oliver StoneDiferente es el caso para un director consagrado como Oliver Stone, ganador de tres Oscars y cinco Globos de Oro entre otros muchos premios. Cuando pensamos en ejemplos de grandes tiburones de los negocios llevados a la gran pantalla, pensamos en Gordon Gekko (Wall Street, 1987); cuando pensamos en las consecuencias de Vietnam para los estadounidenses representados en el cine, pensamos en Ron Kovic (Nacido el 4 de julio, 1989); cuando pensamos en películas que giran alrededor del asesinato de Kennedy, recordamos JFK: caso abierto (1991). Su especialidad: los temas que tocan de lleno la controversia social o profundizan en temas turbios de la sociedad americana. Además, Stone es uno de esos directores que siempre destaca por sus brillantes guiones, tal como demostró con los que escribió para El expreso de medianoche (1978), El precio del poder (1983) y Cónan, el bárbaro (1982).

 

Su última película, Salvajes (Savages) (2012), que se estrena durante el festival, está interpretada por Taylor Kitsch, Aaron Johnson y Blake Lively. Interesante propuesta del director neoyorquino que se aleja esta vez de sus géneros habituales para contar el enfrentamiento entre un par de cultivadores de marihuana y un cártel de narcotraficantes de Baja California, apostando así también por una mezcla de reparto joven con “gancho” y actores de la talla de Uma Thurman, John Travolta y Benicio del Toro.

 

John Travolta Del reparto de esta última película extraemos la trayectoria de otro de los Premios Donostia 2012, el mítico John Travolta. ¿Qué podemos decir de Travolta a estas alturas de su carrera? Le hemos visto en todo tipo de películas durante más de cuatro décadas y se ha convertido en un icono para los que le vieron crecer como actor hasta los más jóvenes que le conocieron en sus más recientes películas. Entre sus mejores interpretaciones nos quedaremos con Fiebre del sábado noche (1977), Grease (1978), Cowboy de ciudad (1980), Pulp Fiction (1994), Primary Colors (1998), Operación Swordfish (2001), Basic (2003), Una canción del pasado (2004), Corazones solitarios (2006) y Asalto al tren Pelham 1 2 3 (2009).

 

El actor posee una de las voces más conocidas y recordadas del cine y es uno de los pocos actores que aun habiendo tenido baches en su carrera ha sabido como reencauzarse y continuar trabajando. 

 

En relación a esto, destacaremos uno de los títulos nombrado anteriormente, Una canción del pasado (2004), dirigida por Shainee Gabel, basada en la novela de Ronald Everett Capps y donde trabajaba con Scarlett Johansson y Gabriel Macht. Su interpretación es muy cercana y sincera y muestra una faceta muy diferente a la que nos solía tener acostumbrados de años atrás. Es uno de los mejores ejemplos donde comprobar su adaptabilidad al paso del tiempo y su profundidad interior como actor. Una de las mejores muestras de los trabajos de sus últimos años.

 

Dustin Hoffman Pero volviendo a la dirección, entre los premiados también se encuentra otra figura mítica que acaba de estrenarse en la dirección con Quartet (El cuarteto). Dustin Hoffman dirige a Maggie Smith, Michael Gambon, Billy Connolly, Sheridan Smith y Pauline Collins en su debut como director con el que cuenta la historia de unos internos en una residencia para cantantes de ópera retirados que todos los años organizan un concierto para celebrar el cumpleaños de Verdi. El conflicto aparece cuando llega la exmujer de unos de los protagonistas ya que crea tensión en el ambiente y alrededor del concierto.

 

Hoffman es un actor muy versátil y al que durante toda su carrera le ha gustado probar roles muy diferentes. Como hablábamos de Ewan McGregor, Dustin Hoffman ha pasado de ser el malvado capitán Garfio en Hook (1991) a convertirse en una maravillosa y bella mujer en Tootsie (1982), bordándolo siendo el autista Raymond, hermano de Tom Cruise, en Rain Man (1988), pasando por convertirse en un seducido graduado por la Sra. Robinson en El graduado (1967).

 

Y por si fuera poco el haberse convertido en toda una leyenda por estos títulos, hasta en las películas en las que ha trabajado con otros actores de su talento, ha proporcionado brillantes interpretaciones: véase el caso de Kramer contra Kramer (1979), Cowboy de medianoche (1969), Perros de paja (1971) o Todos los hombres del presidente (1976).

 

Tommy Lee JonesY llegamos a Tommy Lee Jones, el quinto premio Donostia que hace que todos estemos aun más expectantes de todo lo que ocurrirá este año en el Festival donostiarra.

 

El actor tejano, hombre de negro eterno para muchos, perseguidor incansable de Richard Kimble (Harrison Ford) para otros, es una de esas caras amigables del cine que siempre agradan al espectador y le invitan a ir al cine. Aunque el probar papeles demasiado fantásticos como el de Dos caras de Batman Forever (1995) no le fue muy bien, siempre se ha encargado de estar cerca del género que más le va, el thriller. Volvió a su gusto por seguir la pista de alguien en No habrá paz para los malvados (2007), donde se obsesionó con el demente criminal Anton Chigurh (Javier Bardem) y siguió también con géneros similares con En el valle de Elah (2007), Los tres entierros de Melquiades Estrada (2005) y The Hunted (La presa) (2003).

 

En San Sebastián presenta Hope Springs (Si de verdad quieres…), una comedia en la que comparte protagonismo con otra de las grandes, Meryl Streep, y que se presenta en la sección Zabaltegi Perlas. La historia se centra en un matrimonio lleno de momentos monótonos y aburridos que intentan volver a la pasión y el deseo de sus comienzos apuntándose a una terapia impartida por un famoso sexólogo (Steve Carell).

 

De aquí al día 21 de septiembre, todo cinéfilo o amante del cine estará nervioso contando los días que van quedando para que arranque el festival. La pregunta es, ¿habrá un sexto Premio Donostia en relación al sesenta aniversario? Queda en el aire.

Publicidad

Publicidad